Cómo aprovechar el efecto menéame

Si en algún momento una entrada de tu blog alcanza la portada de menéame te puedes ver con un pico de visitas como el de la imagen, cerca de 9000 visitas únicas en un dí­a:

Esto significa que un porcentaje determinado de las visitas leerán más entradas de tu blog, volverán de visita al blog o incluso se qedarán como lectores habituales.

El número máximo de visitas varí­a en función del interés que despierte el post enlazado, en este caso se suma a menéame algunos otros enlaces con aporte de bastante tráfico, pero seguro que son miles de visitas. Por este motivo, menéame es la mejor herramienta para promocionar tu blog (bastante) después de un enlace desde uno de los grandes blogs. Y cuando recibes una afluencia masiva de visitas por un espacio corto de tiempo (un dí­a o dí­a y medio) pueden suceder algunas cosas:

  • La mayorí­a de las visitas no leerán la entrada. Sí­mplemente tendrán en cuenta el aspecto del blog.
  • Otros sí­ leerán el contenido y valorarán si darle un voto positivo o no. Si a los usuarios de menéame más influyentes les ha gustado y votan a favor, tienes todas las posibilidades de que el resto haga lo mismo.
  • Aumentarán los lectores de tu blog ví­a feed, por lo menos durante unos dí­as.
  • Ganarás algunos comentarios en la entrada.
  • Y sobre todo algunos enlaces desde otros blogs que quieren incluir el artí­culo en su blog.

Algunas cosas que puedes hacer para ‘optimizar’ y sacar el máximo rendimiento a este fenómeno son:

  • No es fácil sacarle partido al efecto menéame. El tráfico que proporcionan este tipo de herramientas es de baja calidad, ten en cuenta que el usuario de menéame tiene que ver cientos de enlaces uno detrás de otro, y su mejor amigo es el botón -atrás-.
  • Todo depende de la calidad del blog, y no solo de la entrada. Si el blog tiene calidad, ten por seguro que crecerá. Si el contenido no es muy bueno – independientemente del diseño – te será muy dificil retener visitantes.
  • Si te han meneado, actualiza el blog cuanto antes. No hay nada peor que la sensación de inactividad. Escribe una nueva entrada y responde a los comentarios si se producen.
  • Durante ese par de dí­as de mucho tráfico intenta dar lo mejor de tí­ mismo. Los nuevos visitantes se quedarán si les gusta lo que escribes.
  • Lo más importante que puedes conseguir para tu blog son los lectores habituales. Más incluso que los enlaces.
  • Aprovecha el tirón y enlaza los blogs que te gustarí­a que te enlazaran. Si ven que les llega tráfico desde tu sitio, te tendrán más en cuenta.
  • No creas que menéame es la fuente de la eterna juventud. En un par de dí­as todo volverá a ser como era.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here