El vídeo es parte del programa de la NASA en la Estación Espacial Internacional “Animales en el espacio“. Mientras que las ranas no llevan bien eso de no tener dónde empujarse, a las arañas, por ejemplo, no les va tan mal: