Cuando comenzamos a aprender un nuevo idioma, el sentido común sugiere que tenemos dos posibles objetivos (no excluyentes). Uno de ellos es pasar un examen. Tal vez tuviste que aprender inglés en la escuela secundaria con el único objetivo de obtener una buena calificación. El objetivo común es la otra palabra temida, la fluidez. Olvídate del sentido común, hay algo más importante que la vaga noción de fluidez.

La fluidez término es muy ambiguo, porque no existe una escala para medir la fluidez. Personalmente, me puede pasar en la mayoría de las situaciones con el idioma Inglés, pero yo sólo me considero con fluidez al hablar de las matemáticas, ya que mi vocabulario está completo y se suficiente gramática para hablar de todos los temas posibles que pueda haber.

Al aprender un idioma no me centro en la fluidez, sino el el “cambio de idioma”.

¿Qué es el cambio de idioma?

Es como la sensación de que de forma inesperada, tienes un botón en tu cerebro. Cuando lo presionas, puedes pensar en el idioma que quieres aprender. Esto no es lo mismo que ser fluido, ya que puedes “cambiar le chip del cerebro” antes de ser fluido.

Este “cambio” nos permite ir a hablar al país nativo y hablar normalmente con la gente sin tener lagunas o tener que mirar el diccionario.

Pero la pregunta del millón es entonces, ¿cómo llegar a ese punto? Más aún: ¿cómo llegar cuando el idioma a aprender no tiene una gran cantidad de hablantes?

El “cambio de idioma” no se construye, se entrena. Como dijo Vince Lombardi, la práctica hace al maestro perfecto. Seguir perfeccionando las frases típicas.

Por ejemplo, utilizar las expresiones diarias del idioma. En lugar de decir, “qué tal”, decir “How are you” si quieres aprender inglés o “Wie geht es Ihnen” si quieres aprender alemán. son saludos comunes y hay que acostumbrarse a la forma correcta.

De esta forma, acabamos “pensando” en el idioma que estamos aprendiendo, sin necesidad de traducir cada frase en nuestro cerebro antes de hablarla.

Resumen de este artículo de un blog para aprender gaélico.